Trabajo detecta más de 550 fraudes con los ERTE en Catalunya

Total
0
Shares
La Inspección ha impuesto 2,3 millones de euros en multas solo hasta junio

La activación de los ERTE para intentar evitar la destrucción de empleo desde que estalló la pandemia ha ido acompañada de vigilancia por parte de la Inspección de Trabajo para detectar posibles fraudes y abusos. Cada mes el ministerio que dirige Yolanda Díaz ha ido informando de las infracciones detectadas en toda España y ahora, por primera vez, ha aportado datos desagregados por comunidad autónoma.

En el caso de Catalunya, la Inspección de Trabajo ha detectado 555 infracciones por fraude en los ERTE hasta el 1 de junio. Durante estos meses el organismo ha llevado a cabo 4.495 actuaciones en esta comunidad, que han dado lugar a las 555 infracciones citadas. Esto supone el 10,16% del total de trampas descubiertas en todo el país hasta esa fecha, según información de Trabajo.

Pese a ser alta, la cifra está por debajo del peso de los ERTE en Catalunya desde el inicio de la pandemia. Durante meses ha sido una de las comunidades con mayor proporción de trabajadores en suspensión de empleo. A mediados de este mes, sin embargo, el número de personas en expediente de regulación temporal se ha reducido significativamente gracias a la reactivación de la campaña turística. Así, con datos del 13 de agosto, Catalunya tenía a 55.000 personas con el empleo suspendido, tanto total como parcial, lo que supone un 19,2% de toda España (286.000 trabajadores).

La comunidad autónoma concentra el 10,16% de las infracciones descubiertas en el país

 

En suma, la Inspección ha puesto multas por valor de 2.352.954,58 euros a empresas en Catalunya por mala praxis con la suspensión temporal de empleo. En toda España se han producido 5.500 infracciones con sanciones que ascienden a 26 millones de euros. De las 39.136 actuaciones iniciadas por presunto fraude, se finalizaron 33.553. Además de las multas, algunas empresas han sido obligadas a devolver el importe de las liquidaciones por exoneraciones indebidas, que han sumado casi un millón de euros.

Las denuncias públicas de mala praxis con los ERTE se han disparado en los últimos días. El sindicato de pilotos Sepla alertó esta semana de que varias compañías aéreas están haciendo un uso indebido de la suspensión de empleo para ahorrarse sueldos y cotizaciones a la Seguridad ­Social, mientras que el sindicato CC.OO. alertó de un aumento de picaresca en la restauración y, en menor medida, el turismo, a la hora de sacar a trabajadores del ERTE –algunas empresas desafectan a los empleados solo unas horas pero les hacen trabajar la jornada completa–.

Las denuncias públicas por mala praxis con los ERTE se han disparado en los últimos años

 

Desde Trabajo subrayan que la Inspección continúa vigilante para detectar los abusos que puedan producirse con este mecanismo de protección del empleo, aunque apuntan que el ritmo de infracciones descubiertas y de sanciones impuestas probablemente baje a la vez que disminuyen los trabajadores en ERTE, como indican los últimos datos.

Más de 55.000 empleados permanecen todavía en suspensión de empleo

 

A mediados de agosto se ha producido el mayor descenso de empleados en suspensión temporal desde el pico del 2020. De las 286.000 personas en ERTE a 13 de agosto, dos de cada tres (186.000) estaban protegidas por modalidades que conllevan exoneraciones a la Seguridad Social, en las que se incluyen los sectores denominados ultraprotegidos, los ERTE por limitación de actividad y los ERTE por impedimento. El número de trabajadores en ERTE de sectores ultraprotegidos se situó en 123.000, mientras que en ERTE de limitación quedan 57.000 personas, y en los de impedimento, 6.000.

Fuente: la vanguardia
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *